Establecida en 2009 en el corazón del Valle de Colchagua, La Sirca representa una mezcla única de valores tradicionales e innovación contemporánea. Nuestro nombre, derivado de la palabra quechua para «venas», subraya nuestra creencia central: que el vino, al igual que la vida, es mejor cuando fluye libre y auténticamente.

Donde la tradición se encuentra con la pasión y el vino se convierte en arte.

Nuestro enfoque es directo: cuidado meticuloso en el cultivo, uvas recolectadas a mano de parcelas de viñedos de primera calidad y un compromiso con la elaboración de vinos de alta calidad. Cada botella de La Sirca es un reflejo de nuestra dedicación, encapsulando la riqueza del Valle de Colchagua con un enfoque tradicional en la producción de vino.

Terroir

El terroir de Santa Ana, ubicado en el corazón de Chile, a 40 km en línea recta del Océano Pacífico, es un enclave privilegiado para el cultivo de la vid, donde las condiciones geográficas y climáticas se unen para crear un ambiente excepcional para la producción de vinos de calidad mundial.

Clima

Con veranos cálidos e inviernos suaves, el clima mediterráneo del Valle de Colchagua permite una maduración óptima de las uvas. La influencia de los ríos y la proximidad al Océano Pacífico modulan las temperaturas, proporcionando frescura y complejidad a los vinos producidos en esta región. Las precipitaciones anuales son de 450 mm.

Suelo

El suelo está compuesto por arcilla, arena y granito altamente mineral. El viñedo tiene una topografía que favorece la exposición óptima de las vides al sol.

Selecciona un modo de entrega